Las cookies nos permiten ofrecer nuestros servicios. Al utilizar nuestros servicios, aceptas el uso que hacemos de las cookies. Más Información. Aceptar

Design Thinking en Recursos Humanos del sector IT

Marina Jiménez
Design Thinking en Recursos Humanos del sector IT

Un empleado satisfecho es un empleado productivo. Las empresas son cada vez más conscientes de la importancia de aplicar metodologías que permitan conocer a fondo las necesidades de los trabajadores y ofrecer las mejores soluciones para satisfacerlas. La felicidad en el entorno laboral dispara la motivación y el compromiso de los empleados y potencia su rendimiento, por lo que no es de extrañar que se armen de creatividad para encontrar fórmulas que innoven constantemente en este proceso. Aquí es donde entra en juego la aplicación de Design Thinking en Recursos Humanos, especialmente en el sector IT.

Pero, podríamos preguntarnos, ¿qué tiene que ver el pensamiento de diseño con RRHH? ¿Qué tienen en común el diseño con la gestión de las personas de una compañía? Mucho. Más de lo que a priori podría parecer.

Antes de analizar en qué consiste esta relación de amor entre Recursos Humanos y Design Thinking, vamos a conocer bien qué es este último.

Empecemos. ¿Qué es Design Thinking?

Como su mismo nombre indica, se trata del pensamiento característico del mundo del diseño. Es una metodología que pone el foco en el análisis de los problemas de los usuarios para buscar soluciones creativas, que sitúen en todo momento a las personas en el centro.

Recorre el camino propio de los diseñadores: investigar, diseñar, testar y rectificar. Una y otra vez. Con las personas siempre como columna vertebral del proceso y como fruto del trabajo de un equipo multidisciplinar. Cuanto más diversas sean las voces, más ricos serán los frutos de ese ejercicio de ideación.

Es un sistema que dispara las ideas, que abre las compuertas de la creatividad para hallar las mejores respuestas y poder ofrecer a las personas el máximo valor con las herramientas disponibles.

Design thinking: personas, viabilidad, valor

Esta metodología se basa en conocer a fondo las necesidades de las personas para diseñar soluciones viables y, lo más importante, capaces de aportar valor.

Parte de la descomposición de un determinado problema en porciones más pequeñas, para después analizarlas una por una y dejar la mente volar libre por ellas. Ninguna idea es descartable. Ninguna propuesta es absurda. Todo se analiza, sobre todo se reflexiona, porque cualquier pensamiento puede servirnos para dar con la solución óptima, que mejor conecte con los usuarios.

Esta metodología se divide en cinco etapas, cada una de ellas, en realidad, una pregunta que resolver:

  • Empatizar. ¿Cuál es el problema?
  • Definir. ¿Por qué consideramos que es relevante?
  • Idear. ¿Cómo podemos solucionar este problema?
  • Prototipar. ¿Cómo creamos la solución?
  • Testear. ¿Funciona esta solución para el problema detectado?

Un paso más allá. ¿Para qué sirve el Design Thinking?

«Si buscas resultados distintos, no hagas siempre lo mismo» (Albert Einstein)

Esta metodología, independientemente del área a la que se aplique, reporta grandes beneficios. Cuando pensamos diferente, obtenemos resultados diferentes. Mejores.

A menudo las buenas ideas se esconden detrás de la costumbre, por lo que abrir los ojos y los oídos a nuevas concepciones puede transformar nuestra empresa y conducirnos hacia el éxito.

¿Por qué el Design Thinking se ha revelado como la tendencia de moda?

Es un gran aliado para la adaptación ágil y la innovación

Su flexibilidad, su carácter experimental y su creatividad permiten virar el rumbo de forma rápida, una capacidad con valor en alza en un contexto tan profundamente cambiante como el tecnológico. La estrategia de RRHH que tenemos hoy podría no servir mañana y hay que tener la mente abierta y un mood creativo para saber darse cuenta y actuar velozmente.

Facilita la cohesión

Implica mucho trabajo en equipo. Tener que crear de manera colaborativa mejora la relación entre los empleados que, a menudo, pertenecen a diferentes áreas de la compañía y no se interrelacionarían en otras circunstancias.

Permite reducir costes

Como hemos visto antes, esta forma de abordar las ideas dentro de las empresas tiene muy en cuenta la viabilidad de las ideas o propuestas. Permite detectar posibles fallos o problemas de aceptación y aplicar rectificaciones a tiempo. Replantearse las propuestas en la fase de diseño siempre va a resultar menos costoso que actuar cuando ya está en marcha, de ahí el ahorro.

¡Te hemos contado solo algunas de sus principales ventajas, pero existen muchas más!

Imagen 0 en Design Thinking en Recursos Humanos del sector IT

Design Thinking aplicado a los Recursos Humanos del sector IT

… ¿y qué tiene que ver todo esto con el área de Recursos Humanos?

Mucho.

Si consideramos que, para el equipo que trabaja en esta área, los clientes son los propios empleados, nos encontramos con que el Design Thinking es el perfecto caldo de cultivo para diseñar experiencias satisfactorias y ajustadas a las necesidades de los trabajadores. Además, en todas las etapas de su relación con la empresa.

Podemos entender los RRHH como una especie de marketing interno orientado a la captación y la retención del talento.

Cuestiones como elaborar un itinerario de formación para los empleados, diseñar el onboarding o afrontar cambios culturales en la organización pueden llevarse a cabo con éxito gracias a esta metodología.

Esta aplicación de Design Thinking para gestionar los Recursos Humanos es especialmente interesante en el caso de las empresas IT, ya que en ellas cobran una mayor importancia cuestiones como la retención del talento.

No podemos olvidar que las empresas IT tienen una rotación más alta por parte de los empleados y necesitan redoblar sus esfuerzos para enamorar al equipo y que no quiera marcharse.

Comparativa de Design Thinking con otras metodologías

Cuando hablamos de metodologías de trabajo, son muchos los términos que acuden a nuestra mente: Design Sprint, Lean Startup… Aunque es mucho lo que estos sistemas y Design Thinking comparten, este paralelismo no está exento de diferencias.

Vamos a conocer qué separa a la metodología que nos ocupa hoy de dos de los planteamientos más famosos.

Design Thinking vs Design Sprint

Mientras que Design Thinking es, más bien, una filosofía que formula nuestro pensamiento para comprender los problemas y diseñar las soluciones que mejor encajen con los usuarios, Design Sprint hace referencia más bien a la aplicación de esta filosofía.

El pensamiento de diseño es un bucle que vuelve a empezar constantemente, pero Design Sprint es un proceso lineal, que se centra en resolver un problema concreto con un alcance específico.

Design Thinking vs Lean Startup

La diferencia entre Design Thinking y Lean Startup, la famosa concepción de «fracasar pronto, barato y rápido», reside en que esta última pretende construir un determinado producto de forma rápida.

El objetivo es sacarlo pronto e ir aplicando cambios progresivamente, en función del grado de funcionamiento para los usuarios a los que se dirige. Como ya hemos visto, Design Thinking no se centra tanto en este desarrollo como en entender las necesidades de las personas, la máxima prioridad del proceso, para así desarrollar la mejor solución.

Son muchas las grandes empresas que ya se han sumado al carro del Design Thinking aplicado a los Recursos Humanos. Por ejemplo:

  • Procter & Gamble lo aplica para el impulso de las competencias relacionadas con la innovación de sus empleados.

  • Coca-Cola, para abordar la forma de considerar al equipo y de gestionar su relación con él.

  • Nestlé, para desarrollar programas de aprendizaje y formación.

Comienza a aplicar Design Thinking en el área de RRHH de tu empresa y dejar volar la creatividad. Así empiezan las mejores decisiones.

Relacionado

Te dejamos una selección de cursos, carreras y artículos

Curso de Management 3.0

Curso de Management 3.0

curso OW+

Con este curso OW+ aprenderás:

  • Conocer el nuevo mindset que nos ofrece Management 3.0.
  • Conocerás un conjunto de prácticas para generar un entorno de trabajo basado en la colaboración.
  • Como dinamizar a las personas, no es lo mismo la motivación intrínseca que la extrínseca.

Duración: 2 horas y 12 minutos

Curso de gestión de equipos con Management 3.0

Curso de gestión de equipos con Management 3.0

curso OW+

Con este curso OW+ aprenderás:

  • Conocer el liderazgo nuevo de equipos creativos en línea con Lean Agile Thinking.
  • Comprender el significado de una organización “ágil”, en términos de mejora.
  • Afrontar el cambio de un pensamiento lienal hacia un pensamiento complejo.

Duración: 2 horas y 59 minutos

Cómo implementar Management 3.0

Cómo implementar Management 3.0

taller OW+

Con este taller OW+ aprenderás:

  • Breve conceptualización de M3.0
  • Cuándo y por qué utilizar M3.0
  • Cuáles son algunas de las prácticas y herramientas más utilizadas

Duración: 44 minutos y 1 segundo

Más de 300 empresas confían en nosotros

Oesia
Vass
Everis
Ayesa
Altran
Ibermatica
Atmira
GFI
Accenture
GMV
Concatel
Telefonica
Caser
Banco de España
kpmg
Mapfre
Randstad